Translate this page automatically.

Convenio de las Naciones Unidas de lucha contra la desertificación-mecanismo global.
Sistemas de información y conocimientos para comunidades rurales pobres-FIDAMERICA.

 

LA SOSTENIBILIDAD  SOCIOCULTURAL  DEL PROYECTO PROCOINY EN YORO, HONDURAS, EN EL MARCO DE LA LUCHA CONTRA LA POBREZA

 

DEMETRIO MARTINEZ, SOCIOLOGO

 

RESUMEN

1-. El proyecto PROCOINY, surgió como iniciativa multidisciplinaria conjunta del gobierno de Honduras y la Unión Europea para mejorar la calidad de vida y las capacidades de grupos indígenas xicaques, largamente marginados y despojados, que viven en condiciones de pobreza, analfabetismo, insalubridad y falta de servicios, dedicados al cultivo de granos, café, yuca, caña y hortalizas en parcelas de ladera, ya que las mejores tierras planas están en posesión de terratenientes que las destinan a la ganadería bovina.

2-. Los xicaques tienen en su territorio áreas con selva húmeda, así como bosque tropical seco y muy seco, que han sido desmontadas para practicar la agricultura, en la medida que ésta ha sido desplazada por la ganadería de las tierras planas a las laderas, donde se presentan severos problemas de erosión.

3-. El proyecto se aboca a promover la organización comunal, rica en tradiciones y mecanismos de solidaridad y organización del trabajo; la restauración de las tierras; establecimiento de proyectos productivos modelo; el apoyo técnico y económico para el establecimiento de centors de alfabetización, reparación de caminos, construcción de escuelas, letrinas y viviendas, así como a la capacitación en agricultura.

4-. Una primera evaluación mostró que el sesgo productivista de la aplicación del proyecto propiciaba el beneficio de pocos, por lo que un intenso trabajo de reflexión con la comunidad hizo profundizar las acciones de educación y capacitación de técnicos campesinos en albañilería, agricultura, alfabetización y otros, a la vez que los técnicos del proyecto se instalaron a vivir en la comunidad y se adoptó una perspectiva explícita de género, que propició el liderazgo de algunas mujeres.

5-. En elproyectoparticiparon la Federación de tribus Xicaques de Yoro, la Asociaciópn Cristiana para el Desarrollo de Honduras, el Cuerpo de Paz, la Fundación Hondureña de Investigación Agrícola, el Fondo Ganadero, la municipalidad, el Ministerio de Salud Pública, losInstitutos de Formación Profesional y el de Antropología e Historia, los ministerios de Educación y Salud, entre otros. Se estima en 450,000 dólares el monto de las inversiones canalizadas al proyecto, con un 16% de aportación comunitaria.

6-. El proyecto ha logrado el establecimiento de árboles frutales, la introducción de cultivos alternativos, el establecimiento de cajas de ahorro y el mejoramiento de la nutrición infantil, el frenado de prácticas desertificantes, el mejoramiento de tierras mediante abonado orgánico y riego por goteo, así como un incremento en los ingresos de la comunidad y el desarrollo de una organización coordinada con la federación xicaque.

7-. Esta experiencia muestra la importancia de conocer y tomar en cuenta la cultura y cosmovisión indígena, la incorporación activa de las mujeres, la selección de técnicas simples y sustentables y la concertación institucional. Debría evitarse el asistencialismo, la no centralización de actividades, un enfoque especializado y tomar decisiones sin consultar.

 

************************

EL CONTEXTO DE LA EXPERIENCIA

 

El presente estudio de caso está basado en la experiencia desarrollada en el Proyecto “cooperación Indígena de Yoro”(PROCOINY) en el departamento de Yoro ,Honduras Centro América. Esta experiencia fue obtenida y enriquecida principalmente en la comunidad de Guadarrama, dentro de los perímetros tribales de los indígenas Tolupanes o Xicaques.

 

Paradójicamente, el departamento de Yoro no es considerado zona árida, pero la región del municipio de Arenal, a la cual pertenece la comunidad de Guadarrama, posee esa características en gran parte de su extensión territorial, ya que desde la década de los setenta ha sido fuertemente afectada por el impacto de las cuencas hidrograficas que la circundan, especial mente el Río Aguan que es uno de los mas caudalosos de Honduras.

 

El mal manejo de las laderas a lo largo del recorrido de las cuencas hace que el impacto ambiental sea mayor en la zona provocando en parte la desertificación de algunas áreas cuyas pendientes son muy pronunciadas además de acentuar la pobreza extrema por el bajo porcentaje de producción agrícola y de otros bienes característicos de la región como la ganadería.

 

EL PROYECTO PROCOINY

El proyecto ”Cooperación Indígena de Yoro”(PROCOINY) fue un programa surgido mediante un convenio de cooperación suscrito entre Honduras y la comunidad económica europea, planificado y administrado por el entonces ministerio de recursos naturales (RRNN) por medio de una codirección junto con la CEE. Siendo su sede la ciudad de yoro  en el mismo departamento.

 

Su misión u objetivo principal se enmarcó en potenciar las capacidades indígenas para que fueran participes de su propio desarrollo, mejorando las condiciones de vida de 11 tribus xicaques, (entre ellas Guadarrama) a través de la implementación de programas de desarrollo rural integrado, previa corroboración de la problemática ya identificada. Para estos efectos el proyecto fue conformado por un equipo técnico multidisciplinario tanto para las tareas de campo, como para las de carácter administrativo. 

 

DESCRIPCION DE LA POBLACION LOCAL Y SU SITUACION SOCIOECONOMICA

 

El sector poblacional de Guadarrama, al igual que las otras tribus xicaques y el resto de indígenas del país, han sido expuestos históricamente al etnocidio, siendo parte fundamental de eso el despojo de sus recursos básicos de subsistencia, como la tierra y sus bosques, la super explotación de su fuerza de trabajo, la escasez de oportunidades para formar parte de grupos regionales de desarrollo y el atropello constante de sus costumbres y leyes ancestrales mediatne un proceso de aculturación con los mestizos.

 

La posición del gobierno para dar satisfacción a los indígenas, sobre el litigio de tierras se tornaba muy confusa y aunque en 1992 se efectúo la liberalización de la economía en Honduras, mas la privatización de muchos servicios antes públicos, sólo llegaron a desfavorecer la precaria situación económica, social y política de los más pobres; y los programas compensatorios de ayuda social que tenían que acompañar esas medidas, eran y son a menudo asistencialistas y/o paternalistas, sin relación directa con un trabajo real, separado de una verdadera contribución al desarrollo local, regional y nacional.

 

El promedio de miembros por familia para ese entonces era de 6.5 donde el 12.5% tenían primaria completa, 10.8% con primaria incompleta, 0.2% tenía su secundaria completa, el resto no realizó ningún tipo de educación formal o no formal y sólo el 45% de los niños en edad escolar asistían a la escuela. La comunidad presentaba un 100% de necesidades básicas insatisfechas en cuanto a letrinas, agua potable y adecuada disposición de basuras, además de hacinamiento poblacional en un sistema de vivienda pequeña hecha de madera y bahareque mediante el sistema mano vuelta.

 

La población económicamente activa era baja aún cuando se involucraba a los menores en la producción asalariada en fincas de café y hatos ganaderos propiedad de los mestizos. La producción de granos básicos, café, yuca, caña, hortaliza y otros cultivos se realizaba utilizando el 80% de las tierras aptas para cultivo ya que el resto era utilizado para ganadería o estaba en posesión de terratenientes, por lo que las tierras se volvían demasiado exiguas, recurriendo a parcelas con pendientes mayores de 40° poco fértiles. Este hecho sumado al uso de herramientas no tecnificadas y métodos no adecuados se convertía en una agricultura semi itinerante con quemas sin protección de las cuencas.

 

En cuanto al servicio de carreteras, caminos y puentes, existía una cobertura del 42% significando que el servicio de carreteras y otras vías de acceso no permitía que los productores pudieran transportar los productos de sus parcelas con facilidad.

 

Todas las decisiones en cuanto a la participación en programas de desarrollo eran y son tomadas por el consejo de la tribu, previa consulta con el cacique de la misma.

 

DESCRIPCION DE LOS RECURSOS NATURALES DE LA ZONA

 

La clasificación de las zonas vegetativas dentro del perímetro de la tribu de Guadarrama se describen así:

a)       Bosque Húmedo Subtropical

b)       Bosque Seco Tropical

c)       Bosque Muy Seco Tropical

 

A.      Bosque Húmedo Subtropical

Se caracteriza por una área boscosa de hoja ancha donde se practica una agricultura y una ganadería extensiva(mestizos) sobre terrenos de pendientes moderadas y una producción forestal en pendientes altas. Asimismo se pudo observar la existencia de fauna silvestre como la guatuza, conejo, iguana, gato montes y otros.

B.      Bosque Seco Tropical

En esta zona se practica  una agricultura intensiva con algún riego en terrenos aluviales, además de ganadería extensiva en tierras planas con pendientes moderadas y producción boscosa sobre laderas de fuerte pendiente.

C.      Bosque Muy Seco Tropical

Caracterizado por la existencia de cactus, nopales, arbustos espinosos y playones arenosos

 

Los procesos que contribuyeron a la desertificación en el área, fueron en primer lugar:

Las tierras labradas por la escorrentia y la presión del caudal de los ríos y quebradas, cuando en sus márgenes y partes altas de la cuenca no se practicaban métodos de cultivo y pastoreo adecuados, tendiendo a perder de forma acelerada toda su productividad biológica y, por ende, económica.

 

Otro factor de importancia es el hecho de que el indígena, en su actitud copista pretende alcanzar el nivel de desarrollo del mestizo, tanto económico como cultural, sin embargo su idiosincrasia y experiencia de trabajo le dicta que sólo lo logrará produciendo en grandes cantidades por lo que también se dedicó al sobrecultivo, prácticas inadecuadas de riego y en parte la deforestación de zonas boscosas. Esto hace suponer que lo anterior incluye aspectos físicos, biológicos, sociopolíticos, económicos y culturales.

 

Finalmente podemos argumentar como último factor la pobreza extrema existente ya que no había fuentes de producción alterna para su comercialización, limitándose al cultivo de subsistencia. Eso no permitía a los aldeanos asistir con recursos económicos las tierras afectadas por lo que una problemática acentuaba a la otra. Repercutiendo aún mas en los pobladores.

 

EXPERIENCIA OBTENIDA EN DESARROLLO RURAL

 

En vías de combatir la pobreza extrema de la Tribu y la creciente desertificación, el Proyecto PROCOINY se dedicó a las actividades como:

-          Promover y  apoyar la organización comunal

-          Promover el saneamiento de las tierras

-          Establecer proyectos modelos de actividades económicas y sociales

-          Apoyar técnica y económicamente para el establecimiento de centros de alfabetización, reparación de caminos, construcción de escuelas, letrinas y viviendas de adobe.

-          Capacitación y promoción de huertos comunales y agricultura en laderas entre otras.

 

Para realizar este trabajo se utilizó la metodología de desplazamiento diario a las tribus por parte de los técnicos. El tiempo demostró que la pobreza y desertificación seguía en aumento y que sólo los mas listos se beneficiaban de los proyectos que en su mayoría demostraban ascendencia económica y no social, a diferencia de la alfabetización. Esto llevó a una readecuación de la metodología de la intervención en la comunidad, aunque continuaba el apoyo a las actividades ya emprendidas.

 

Para ello se realizó primeramente un Taller de Cosmovisión con el objetivo de conocer la cosmogonía en los procesos artesanales, agropecuarios, alimenticios, culturales y la forma general de ver el mundo e interactuar en él. Para ese encuentro se coordinó con el Instituto de Antropología e Historia, quien proporcionó Antropólogos, Sociólogos e Historiadores para rescatar esos valiosos conocimientos, tales como el hecho que a los indígenas no les preocupa la crisis conceptual del desarrollo visto desde afuera, pero sí les preocupa su crecimiento económico, social y cultural, político y espiritual; la disyuntiva es cómo lograrlo, ya que ellos creen que sólo el simple trabajo proporciona riquezas.

 

A raíz de ese encuentro y otras investigaciones anteriores, se implementó otra metodología, la cual consistió en formar personal de la misma comunidad en aspectos de albañilería (7 meses), agricultura orgánica (3 meses), maestros alfabetizadores y otros; igualmente se oficializó la estadía de los Técnicos en la Comunidad; además se implementaron políticas de género para involucrar a la mujer en la responsabilidad del manejo de recursos naturales y otras actividades de importancia como la regeneración de suelos mediante métodos orgánicos (aprender haciendo), aspecto muy positivo ya que en otras tribus las mujeres comenzaron a tomar las jefaturas de los consejos de las tribus, destinadas ancestralmente sólo para hombres además se incentivó la producción de hortalizas familiares, ésto a raíz que en el encuentro de cosmovisión se detectó un alto grado de individualidad producto del mestizaje.

 

Apoyados por otros proyectos y organismos se desarrolló una estrategia única de participación enfocada a la comunidad, basada en la creación de modelos demostrativos de participación pública, la creación de un marco institucional, la implementación de una red de información, supervisión de la asistencia técnica y la capacitación, ejecución de talleres de consulta y participación integral en la toma de decisiones.

 

Las instituciones participantes en ese proceso fueron:

La Federación de tribus xicaques indígenas de Yoro (FETRIXY), la Asociación cristiana para el desarrollo de honduras (ACPH), el Cuerpo de PAZ, la Fundación Hondureña de investigación agrícola (FHIA), el Fondo ganadero, la municipalidad, el Ministerio de salud publica, el Instituto nacional de formación profesional (INFOP), Ministerio de educación pública, y el Instituto Hondureño de Antropología e Historia y otros.

 

El monto económico de esta experiencia podría oscilar alrededor de los $ 450.000 dólares por cuatro años, donde un 33% significaba Créditos internacionales, un 40% donación, un 9% coordinación interinstitucional y de un 15% a 17% fue contraparte comunitaria.

 

Algunos de los efectos positivos que se podrían mencionar en el combate a la pobreza son la producción de árboles frutales, cultivos alternativos como la yuca, aperturas de cajas de ahorro rural, implementación de la cría de ganado bovino y el mejoramiento de la nutrición infantil.

 

En cuanto a la desertificación, se rescataron siete manzanas de terreno árido el primer año, por medio de la aplicación de abonos orgánicos (gallinaza y abonos verdes) y técnicas de riego por goteo.

 

LECCIONES APRENDIDAS

 

Algo muy positivo fue conocer la cosmovisión indígena, como punto de partida para reorientar las actividades con la tribu, siendo también parte del éxito el haber involucrado a las mujeres activamente en el proceso de desarrollo, junto al fortalecimiento de la organización comunal existente, sumándole el hecho de potenciar las comunidades locales para la producción familiar y comunal mediante técnicas simples ecológicas. Otro factor de importancia fue la concertación interinstitucional, la definición de objetivos y funciones y la coordinación de las mismas.

 

Algunos aspectos que hay que evitar son el asistencialismo y/o paternalismo, la no centralización de las actividades, contar con un equipo técnico mono disciplinario, tomar decisiones sin las consultas históricas culturales y legales de determinado grupo poblacional, así como también hay que evitar que la comunicación y/o asistencia se realice por medio de intermediarios entre los beneficiarios.

 

Ya que el objetivo principal del programa era la disminución de la pobreza, se puede decir que uno de los efectos simultáneos sobre la desertificación y sequía fue el hecho de frenar algunas practicas locales nocivas y degradantes, además de la recuperación de algún porcentaje de tierras en ese estado mediante aumentar el poder adquisitivo potencializando las mismas comunidades y distribuyendo equitativamente el crecimiento productivo, factor importante para que en 1994 se formó una ONG indígena (ODI) la cual junto a la FETRIXY tomaron el control del proyecto (PROCOINY).

 

Omar Demetrio Martínez

Direccion de Biodiversidad

Secretaria de Recursos Naturales y Ambiente

Honduras Centro América

Apartado postal 4710 Tegucigalpa

Tel Fax (504) 238 01 78

Teléfonos (504) 238 01 69

Email dibio@sdnhon.org.hn